close
EsferaCaracas

No importa que tanto tráfico encuentres en la autopista Francisco Fajardo, a la altura del distribuidor Santa Cecilia, tan solo toparse con la Esfera Caracas del maestro Jesús Soto (1953-2005) basta para regalarte un minuto de placer visual.

Creo no exagerar cuando digo que la Esfera Caracas es una de las imágenes más hermosas de la ciudad, sobre todo si logras verla  durante el atardecer y capturas cuando los tonos del cielo se entremezclen con las 1.800 varillas metálicas de color naranja que la componen. Para mí, es mágico.

Esta pieza del maestro Jesús Soto se instaló en 1996. Pero con los años sufrió las secuelas del desgaste, la falta de mantenimiento y el vandalismo. Al punto que de la esfera solo quedaron unas cuantas varillas colgando, como muestra de la indolencia de una ciudad por el arte.

Hasta que en 2005, Pdvsa La Estancia asumió la rehabilitación de la obra, en conjunto con la Fundación Jesús Soto. Se repusieron las varillas, se instaló nueva iluminación, se mejoró el sistema de seguridad y riego, con lo que la dejaron como nueva. A la fecha, han habido intentos de desmantelarla. Pero sigue en pie.

Y lo más bonito es que a muchos les ha dado por tomarse fotos a los pies de la escultura de 12 metros de altura. Así que todo indica que, al contrario de la obra del maestro Carlos Cruz-Diez en el aeropuerto internacional, la Esfera Caracas se convertirá en el símbolo de quienes se quedan.

Tags : arteCaracasEsfera CaracasfeaturedJesús Soto
mimoto

The author mimoto

Periodista. Ciudadana de a pie, de a moto y de autobus. Autora del blog www.caracasciudaddelafuria.blogspot.com. Culpable del proyecto "Caracas en 450".
Comentarios